Seguridad vial · Apoyo personal para la movilidad en la ciudad

Moverse en la comunidad no es simplemente realizar traslados o usar el transporte público. De manera más funcional es importante conocer las normas de seguridad vial, las señales y la secuencia de cruce.

Este último mes pude realizar un apoyo personal para favorecer este proceso de aprendizaje y adquirir hábitos de seguridad vial, a continuación indico las actividades realizadas, y los recursos empleados.

  1. A través de la guía sobre seguridad vial en lectura fácil se repasan los conceptos teóricos sobre qué es un paso de peatones, señales, instrucciones de vehículos y forma segura de andar por las calles. La guía se puede ir leyendo, haciendo a modo preguntas-respuestas, o leyendo y buscando las imágenes reales en Internet. (Enlace a la guía de seguridad vial en lectura fácil aquí).
  2. Escoger un trayecto e ir identificando las distintas señales, y partes de la vía. Para ayudarse la persona puede llevar la guía mencionada en el punto 1, para revisar si hay dudas. Solicitar a la persona que te lleve a un lugar concreto, siendo responsable de indicar los cruces, semáforos y forma de llegar, de manera que sea totalmente protagonista de las elecciones de dirección y formas de cruzar.
  3. A través de un juego, constando de una dibujo de una ciudad (que incorpore calles y pasos de cebra, como se muestra en la imagen del ejemplo). Seguir las instrucciones de la actividad se encuentran en el siguiente enlace. Además, pueden cambiarse los lugares y los planos de la manera que se prefiera, aumentando complejidad y tiempo de atención.
    Ciudad.jpg
  4. Tras comprender los riesgos de las salidas de garaje, salir al entorno para localizar aquellas que se van encontrando durante la sesión. Para ello primero debe reconocerse la señal de vado, y el cambio de color o altura de la acera. Para facilitar este proceso, se puede acompañar del siguiente documento. En las imágenes debe reconocer los distintos tipos de salidas de coches y explicar cómo actuar ante ellas. En el entorno real, se pueden ir contando aquellos por los que se pasa para comparar las diferencias y tomar conciencia de los numerosos pasos y el riesgo de cruzar sin mirar.
  5. Para repasar todos los conocimientos puestos en marcha, se realiza la siguiente ficha completa de 8 ejercicios descargable en el siguiente enlace. El orden puede ser alterno, incluyendo descansos y pudiendo complicar o ampliar en horas la duración de la ficha completa.

¡Esperamos que sea de utilidad!

Imagen:  Markus Leo

 

 

Anuncios