La orientación temporal es la capacidad de situar en el tiempo hechos o situaciones por cronología.

Hoy traigo las actividades creadas hasta ahora para poder trabajar esta orientación, ya que puede ser afectada por la memoria, la atención y la percepción del entorno.

En el siguiente enlace podéis acceder al contenido para visualizar y descargar.

Recordar que es importante adaptar el contenido a la persona, en función de la afectación presente se puede trabajar por áreas del tiempo, por gustos, y de forma progresiva, ya que el sentimiento de frustración al no recordar la temporalidad puede ser un impedimento.

Además, es importante no solo trabajar la orientación temporal en actividades concretas, sino estimular este concepto de forma cotidiana. Algunas pautas pueden ser:

  • Utilización de calendarios a la vista
  • Recordar espacio temporal para asociar ropa que ponerse, eventos próximos y celebraciones
  • Seguir rutinas fijas que permitan asociar actividades con horarios o tiempos del día
  • Trabajar con recursos de actualidad, como periódicos o escuchar las noticias
  • Explorar la línea temporal de pasado a presente, para comprender la evolución del tiempo y tener conciencia de los recuerdos propios y las experiencias vividas

Si quieres más recursos, no olvides revisar el enlace anterior y suscribirte para no perderte nada.

Deja un comentario, somos muy fans de la libertad de expresión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.